martes, 14 de diciembre de 2010

Los ojos de la Gioconda esconden extrañas iniciales

Las iniciales L y V es lo que habría encontrado el investigador italiano Silvano Vincenti al pasar los ojos por la célebre pintura de Leonardo Da Vinci, la Gioconda, a través de un escáner, según informa el diario inglés The Guardian.

En la pupila derecha, negro sobre verde, Vincenti ha visto una L y una V. Eso es fácil de descodificar: las iniciales de Leonardo Da Vinci. Y en la derecha, unas inscripciones más confusas que podrían corresponder a las letras C y E (también podrían ser una B o una S) que podrían ser una pista que develaría la identidad de la modelo de Da Vinci.

Vincenti, que anuncia que publicará las conclusiones de su estudio este mismo mes, ya ha dado alguna campanada histórico artística en los últimos tiempos. El año pasado, anunció que había encontrado los restos del cuerpo de Caravaggio.

Y este mismo año, el investigador solicitó la exhumación de los restos de Da Vinci, con el fin de aclarar los motivos de su muerte y de reconstruir su fisonomía. Y es que Vincenti es de los que sospechan que "La Gioconda" es, en realidad, un autorretrato.

Sobre La Gioconda
El cuadro La Gioconda, también conocido como La Mona Lisa, La Monna Lisa, La Joconde en francés o Madonna Elisa, es una obra pictórica de Leonardo da Vinci. Desde el siglo XVI es propiedad del Estado Francés, y se exhibe en el Museo del Louvre de París.

Su nombre oficial es Gioconda (que, traducido del italiano al castellano es alegre).
Es un óleo sobre tabla de álamo de 77 x 53 cm, pintado entre 1503 y 1506, y retocado varias veces por el autor.
La técnica usada fue el sfumato, procedimiento muy característico de Leonardo. El cuadro está protegido por múltiples sistemas de seguridad y ambientado para su preservación óptima. Es revisado constantemente para verificar y prevenir su deterioro.
Calificación:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Escriba aquí su opinión o comentario.