martes, 25 de octubre de 2011

La Sonda Messenger descubre grandes agujeros en la superficie de Mercurio

Nuevos agujeros en la superficie de Mercurio fueron descubiertos por la sonda Messenger de la NASA, hallazgo que demuestra cómo el planeta se encuentra en período de evolución.

Un informe de la agencia espacial estadounidense destaca que ese fenómeno es extraño, pues en el planeta no hay atmósfera, ni viento ni lluvia.

Los agujeros miden entre 18 metros y 1,6 kilómetros de diámetro y tienen entre 18 y 36 metros de profundidad, describen los especialistas.

Además, son más jóvenes que los cráteres donde se encuentran, lo cual significa que la superficie de Mercurio evoluciona de una manera sorprendente, afirman.

Mercurio, el más cercano al Sol y el más pequeño de nuestro sistema, forma parte de los denominados planetas interiores o rocosos y carece de satélites.

La sonda Messenger fue la primera en entrar en su órbita en marzo pasado y tiene el objetivo de estudiar al planeta.

Para ello debe desplazarse a unos 104 mil 607 kilómetros por hora para alcanzarlo y, además, resistir el calor del Sol.

otf/alb
Calificación:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Escriba aquí su opinión o comentario.