viernes, 7 de diciembre de 2012

Aves usan colillas de cigarrilos en sus nidos como repelente para insectos

Las aves emplean colillas de cigarrillos en sus nidos por sus propiedades como repelentes de insectos, de acuerdo con los resultados de un estudio difundido hoy en la revista Biology Letters.
Científicos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) centraron su investigación en el gorrión común o gorrión europeo (Passer Domesticus) y en el pinzón común (Carpodacus).

Estos pajaros posiblemente se percatan de las propiedades de la nicotina para ahuyentar a los insectos por el olor.

También es posible que lo escojan porque el material es parecido a plumas o pelos animales que emplean como aislantes.

Los científicos contaban con algunos reportes del empleo de este desecho en nidos, y ahora evalúan sus posibles efectos tóxicos principalmente para la madre, que permanece mucho más tiempo que las crías.

Además de insecticidas, el filtro puede contener restos de agroquímicos que resultan del proceso de elaboración del cigarrillo.

Como las aves dedican tiempo a construir sus lechos, acumulan grandes cantidades de material y se ha llegado a encontrar en ellos hasta 48 colillas de cigarrillos.

Este desecho no es empleado en estado puro pues los gorriones y los pinzones retiran el papel con el pico y emplean la fibra de celulosa para recubrir el nido.

Como parte de un experimento, los científicos consumieron cigarrillos en una máquina con el propósito de comparar la presencia de insectos en nidos que contenían filtros o no los tenían.

Además construyeron trampas térmicas porque los insectos eran atraídos por el calor.

Según los científicos, este estudio puede constituir una muestra de cómo algunas especies se adaptan a las condiciones impuestas por el urbanismo, mientras que otras no.

"Si seguimos sin arreglar nuestro camino podríamos estar creando un mundo empobrecido en que algunas especies se adaptan bien a las nuevas condiciones y otras muchas no, como las aves suramericanas a las que parece costarles adaptar su canto al ruido urbano, opinó un especialista.

Esas aves podrían empezar a ser menos comunes en nuestros ambientes", señaló Constantino Macías García, del Instituto de Ecología de la UNAM, y uno de los autores del estudio.

mgt/mor
Calificación:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Escriba aquí su opinión o comentario.