viernes, 24 de abril de 2015

Las mejores fotos del Universo tomadas por el Hubble en 25 años

El 24 de abril de 2015 se cumplen 25 años de un hito que abrió una nueva era en la astronomía.

El transbordador espacial Discovery de la NASA llevó al espacio el telescopio Hubble, producto de la colaboración entre Europa y Estados Unidos.

BBC Mundo les presenta una selección de las imágenes más impactantes de planetas, estrellas, nebulosas y galaxias tomadas por el telescopio. Dinos en los comentarios cuál es tu favorita y por qué.


Los astrónomos Steven L. Smith y John M. Grunsfeld aparecen en esta fotografía durante una actividad extravehicular en diciembre de 1999.
Un problema inicial en uno de sus espejos fue solucionado en 1993. Desde entonces, el Hubble ha provisto a los astrónomos de imágenes de calidad sin par, gracias a su situación sobre la atmósfera de la Tierra. Aquí, un halo de luz rodea una poco común estrella variable (que cambian de brillo), llamada V838 Monocerotis (V838 Mon).

Pero las fotos del Hubble no han fascinado solo a los astrónomos. La belleza de imágenes como ésta de la Nebulosa Cabeza de Caballo han seducido a numerosas personas.

El telescopio se llama así por Edwin Hubble, el estadounidense que demostró la existencia de galaxias fuera de la Vía Láctea. En esta imagen la Nebulosa planetaria espiral NGC 5189.

El Hubble ha sido usado para una gran cantidad de avances en la astronomía moderna, desde la confirmación de la existencia de los agujeros negros hasta el cálculo aproximado de la edad del Universo. Aquí, la Galaxia Sombrero, conocida así por su forma, con ala ancha y un gran bulto en el centro.

El 24 de febrero de 2009, cuando los anillos de Saturno se veían de lado, el Hubble detectó cuatro de las lunas de Saturno mientras éstas pasaban por delante del planeta. En esta imagen, capturada con la Cämara Planetaria y de Gran Angular 2 del Hubble, la gran luna Titán, de color anaranjado, deja atrás una profunda sombra cerca del borde superior del disco de Saturno.

El gigante de gas Júpiter es uno de los planetas que tiene un clima más extremo y violento del Sistema Solar. En su gruesa atmósfera se forman tormentas gigantescas como la Gran Mancha Roja (en la imagen) y rayos de una intensidad luminosa miles de veces mayor que los de la Tierra retumban como disparos.

Una vista panorámica de unas 100.000 estrellas dentro del cúmulo globular Omega Centauri. El rango de colores revela estrellas en diferentes etapas de sus vidas.

La nebulosa planetaria NGC 6302, más popularmente conocida como Nebulosa Mariposa: una estrella que una vez tuvo cinco veces la masa del Sol se ha desprendido de sus capas exteriores.

También conocida como Messier 42 (M42), la Nebulosa Orión es una nube de gas y polvo interestelar que puede verse a simple vista desde la Tierra.

Una pequeña porción de la Nebulosa Cabeza de Mono deja ver la silueta de un gran número de nudos de gas y polvo sobre un fondo de gas brillante.

Localizada en la constelación Hidra, esta colorida y turbulenta galaxia con forma espiral es conocida como M83. Una galaxia con brote estelar, M83 es considerablemente menor que nuestra propia galaxia pero está produciendo estrellas a un ritmo mucho mayor.

La Nebulosa Cangrejo está compuesta principalmente de restos de una supernova. En su centro, una nube de gas de color brillante, podemos ver un púlsar, que emite ondas de radio que llegan a la Tierra 30 veces por segundo.

Usando el telescopio Hubble, los astrónomos han conseguido medir el movimiento de estrellas en un cúmulo estelar. La mayoría de las estrellas se forman en estos cúmulos, y ésta de la imagen, la nebulosa NGC 3603, es una de las más grandes y más densas de la Vía Láctea.

Calificación:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Escriba aquí su opinión o comentario.